La empresa de ropa interior Sin+Underwear es un negocio pero también una filosofía. Su reactivación viene de la mano de una idea clara: apostar por un comercio basado en la ética y en la sostenibilidad. Nada va a impedir que esta empresa con sede en Sevilla siga con sus planes.

Esta filosofía parte de la base de que después del petróleo, la industria textil es la más contaminante del mundo, «es por ello que tenemos la obligación de buscar alternativas que hagan de nuestra sociedad y nuestro entorno un mundo mejor que habitar«, explican desde la empresa. «Optamos por ropa interior que cumpla las necesidades reales de vestirlas que todos tenemos, pero no han de ir acordes con ninguna moda optamos por colecciones atemporales y limitadas.

En cuanto al proceso de fabricación, Sin+ explica que «tan importante es saber de dónde vienen nuestros tejidos cómo dónde y quiénes confeccionan nuestras prendas». Por ello, la empresa eligió un taller que estuviera localizado en su entorno y gestionado por Occhiena, una organización situada en el marco del cuarto sector de la economía, constituida por la Fundación Don Bosco y localizada en el Polígono Sur de Sevilla. Sus principales actividades son la formación y la producción en “moda ética y ecológica”. «Esta cercanía hace que podamos visitar el taller continuamente y seguir el proceso en cualquiera de las fases en las que se encuentre».

Un modelo basado en la ética laboral y en el respeto al medio ambiente que, sin duda, puede inspirar a otras compañías, ya no sólo del sector textil sino de cualquier otro, siempre con la mente puesta en la reactivación.