SEAT sigue dando pasos adelante en su apuesta por la electrificación. Bajo este propósito, la compañía ha iniciado las obras del futuro Test Center Energy (TCE), el nuevo laboratorio de baterías de la automovilística que estará ubicado en la planta de SEAT en Martorell. En el nuevo centro, que ha supuesto una inversión de más de 7 millones de euros, se desarrollarán y probarán diversos sistemas de energía destinados a vehículos eléctricos e híbridos. Con una capacidad de ensayo que puede alcanzar los 1,3 MW de forma simultánea, este espacio se convertirá en un laboratorio de baterías eléctricas único y pionero en nuestro país.  La construcción del TCE está incluida en el plan de inversiones de 5.000 millones de euros anunciado por la compañía.

El futuro edificio, cuya construcción finalizará en abril de 2021, tendrá una superficie de alrededor de 1.500 metros cuadrados e incluirá diferentes espacios de ensayo para la validación de módulos de celdas con tecnología litio-ion, baterías de media y alta tensión, así como diferentes cargadores utilizados en toda la gama de vehículos electrificados.

Asimismo, se creará un taller diseñado y equipado específicamente para realizar pruebas en vehículos electrificados, con capacidad para trabajar simultáneamente con hasta seis coches. En este espacio se realizarán diversos ensayos relacionados con las prestaciones del sistema de energía, la seguridad funcional y la integración de funciones. Para ello, se incorporarán a la instrumentación sistemas de visión artificial.