La iniciativa empresarial de Luis de Benito, con Reyes Palomo y Moisés de la Calle como colaboradores, a punto estuvo de truncarse con la llegada de la pandemia en el mes de marzo. Un mes antes, en febrero, en una casa familiar de Segovia, nació una idea llamada Puebleo que se ha mantenido viva pese a las dificultades y, por fin, pudo ver la luz el pasado mes de mayo.

El objetivo de esta iniciativa es dar a los pueblos y a sus habitantes «la visibilidad que merecen«, además de reforzar las relaciones entre el mundo rural y el mundo urbano, y construir un futuro sostenible. «Creemos que hay dos cosas intocables, los abuelos y los pueblos. Desafortunadamente, uno de ellos no es eterno, pero está en nuestra mano hacer que el otro sí», pregonan desde la compañía.

La realidad de la llamada España rural invita a una constante reactivación empresarial e ideas como la de Puebleo no hacen sino potenciarla, puesto que contribuyen a establecer una red colaborativa que, en última instancia, busca la pervivencia del mundo rural.

«Ofrecemos la posibilidad de conectar a todas las personas que habiten en los pueblos, con el objetivo de frenar la despoblación y aumentar el desarrollo de estas zonas», indican desde la empresa. «El medio rural es un activador de la economía española», constatan.

Puebleo se apoya de forma potente en las redes sociales para dar a conocer su actividad.