En la recta final de su construcción, la nueva planta de valorización de neumáticos que la compañía Life for Tyres (L4T) está ejecutando en el polígono La Nava de Puertollano (Ciudad Real) se espera que comience a operar a finales de este año, una actividad que generará un total de 38 puestos de trabajo directos y más de 200 indirectos en la localidad. Con una inversión de más de 27,8 millones de euros, esta planta tendrá capacidad para tratar y valorizar más de 27.000 toneladas de goma al año.

Según Tilen Milicevic, CEO de la empresa, la nueva planta procesará neumáticos fuera de uso (NFU) mediante despolimerización (pirólisis) de alta tecnología o descomposición térmica sin presencia de oxígeno que reducirá las emisiones, asegura, en un 90% con respecto a la valorización tradicional. Una acción de economía circular de la que se estima un ahorro de 50.000 toneladas de dióxido de carbono al año gracias a la tecnología de despolimerización de neumáticos.

La empresa, que ocupará una superficie de 32.780 metros cuadrados, recibirá residuos compuestos de caucho natural y sintético, negro de carbón y sílice, metal, textil, óxido de zinc, azufre y aditivos.

El Grupo L4T está creando una red de centros de recuperación y valorización de NFU en diferentes regiones geográficas en todo el mundo. Actualmente opera en España (Castilla – La Mancha, Castilla y León, Canarias) y en Alemania. Además, está iniciando un ambicioso proyecto de expansión hacia Latinoamérica y Asia y espera, para el año 2025 contare con una capacidad total anual de procesamiento superior a 220.000 toneladas de neumáticos fuera de uso.

Fuente: Life for Tyres y miciudadreal.es