Durante los tres meses de confinamiento, la plataforma de psicólogos ifeel ofreció sus servicios de manera gratuita a todos aquellos usuarios que necesitaran terapia. No solo para ofrecerles ayuda psicológica ante el miedo al contagio, y el estrés y la ansiedad que pudiera ocasionar una situación tan excepcional, sino también para aquellos cuyas terapias se vieron interrumpidas por la crisis sanitaria.

Desde entonces, esta app de psicólogos ha registrado un incremento en su volumen de consultas de casi el 70% más respecto a las cifras anteriores a la pandemia. Este aumento de su actividad ha propiciado que en estos meses haya tenido que incorporar a un total de 163 psicólogos especializados en diferentes áreas para impartir terapia a través de chats y videoconferencias.

La compañía prevé que esta tendencia en la demanda de sus servicios continuará en los próximos meses. Para dar respuesta al incremento de sus usuarios estiman que a partir de septiembre y hasta finales de año necesitarán cubrir 150 vacantes. La mayoría de ellas con profesionales que demuestren experiencia en problemas como la ansiedad, la depresión y relaciones de parejas. La app española da servicio también en otros idiomas, además del castellano, por lo que demandan profesionales que puedan impartir terapia, además de en castellano, en catalán, inglés, francés, portugués e italiano.

La iniciativa fue reforzada por acuerdos B2B con empresas que ofrezcan estos servicios a sus empleados, sobre todo pertenecientes al sector tecnológico, de la salud y de la educación. “Buscamos psicólogos colegiados que estén familiarizados con la terapia online y que puedan responder a las necesidades de la población en este momento de pandemia”, ha asegurado Martín Villanueva, responsable de operaciones de ifeel.

Esta plataforma de psicólogos nació en 2017 en Madrid fundada por alumnos del IE Business School. Resultó ganadora del Seal of Excellence de la Comisión Europea en 2018 y colabora con el Colegio de Psicólogos de Madrid. Actualmente, contabiliza más de 300.000 usuarios y opera en más de 30 países.