Los recintos de Gran Vía y Montjuïc de Fira de Barcelona incorporarán a lo largo de este año 18 puntos de recarga semi-rápida para vehículos eléctricos, que podrán utilizar tanto visitantes como empresas de la zona y abonados. Endesa X instalará un total de 18 estaciones, que serán aptas para cualquier vehículo y estarán disponibles para el público con independencia del calendario ferial. El proyecto se enmarca en el compromiso de la institución ferial con los Objetivos de Desarrollo Sostenible de Naciones Unidas y con la sostenibilidad medioambiental.

Los 18 equipos de recarga contarán con tecnología semi-rápida de 7,4 kW en corriente alterna y están pensados para lograr la carga completa de un vehículo tras un periodo de entre cuatro y seis horas, en función del porcentaje de carga previa del vehículo y de sus características. Justamente, la permanencia media de los vehículos en estos aparcamientos es de entre cinco y seis horas. Para el director general de Fira de Barcelona, Constantí Serrallonga, el despliegue de la infraestructura de recarga de vehículos eléctricos es “un nuevo paso importante en la apuesta permanente de Fira por la sostenibilidad y el compromiso con la protección del medio ambiente, el uso responsable y eficiente de los recursos y la lucha contra el cambio climático. La movilidad es un factor determinante en el desarrollo económico de un país y los vehículos eléctricos serán un instrumento clave en la transición hacia nuevos modelos de transporte. Desde Fira queremos contribuir a lograr este cambio”.

El acuerdo entre Fira y Endesa también incluye la compra de otras 12 estaciones de carga destinadas al  uso por parte de empresas proveedoras de la institución ferial. Estos puntos adicionales, servirán tanto para vehículos de transporte como para toros de carga y se ubicarán en aparcamientos habilitados en dos pabellones del recinto de Gran Via. En concreto, consistirán en ocho cargadores del modelo Juice Pole (22 kW en corriente alterna), instalados en el pabellón 3, que permiten cargar cada uno de ellos dos vehículos simultáneamente, y cuatro más de tipo Box (7,4 kW en corriente alterna) en el Pabellón 8. Además de facilitar la infraestructura de recarga a los usuarios, la energía con la que se alimentarán los vehículos será generada por fuentes 100% renovables y libre de emisiones. En este sentido, cabe destacar que Fira de Barcelona y Endesa firmaron a principios de año un compromiso para que toda la energía eléctrica que Endesa suministra al recinto ferial provenga de fuentes renovables.