La Federación Empresarial Metalúrgica Valenciana (FEMEVAL) ha diseñado el Plan de Reactivación del Sector Metalmecánico. MEDIDAS PARA EL DÍA DESPUÉS para afrontar un escenario derivado de una grave crisis sanitaria como consecuencia de la pandemia del coronavirus que ha conllevado una crisis económica sin precedentes.

El documento prioriza siete medidas que abarcan la reorientación al mercado local y la reactivación industrial (con estímulos al consumo y acciones dirigidas a diversificar, observar, traccionar y gestionar); mejora de la competitividad (apostando por mercados laborales ágiles, un mercado financiero al servicio de la economía real y la flexibilización de la Administración); el crecimiento y cooperación empresarial; una necesaria transformación digital, fomento de las TEICS e incentivos públicos; abogar por una innovación abierta, salud y nuevos retos para el sector; por las energías renovables, autoconsumo y movilidad, así como propuestas para recuperar y gestionar el talento y mejorar la cualificación.

“Es el momento de actuar para reactivarnos. Esta crisis nos ha dado lecciones que debemos aprender y la primera es que esta situación requiere acción”, destaca Vicente Lafuente, presidente de FEMEVAL. “Esta propuesta de medidas es un primer paso para prepararnos para el día después y un ejercicio de responsabilidad con nuestro sector. Ahora toca consensuarlas y ponerlas en marcha para recuperar el tejido productivo y el empleo y, con ello, asegurar un futuro de bienestar social”.