La idea era buscar proyectos para paliar el impacto económico y social del coronavirus y que estuvieran relacionados con los ámbitos de la sostenibilidad ambiental, la movilidad, el impacto social, la digitalización, la telecomunicación y el 4.0, siempre desde la perspectiva de la energía. Para ello  se convocó un concurso dirigido a startups y scaleups. La repercusión ha sido más que sobresaliente, con un total de 396 propuestas recibidas. La iniciativa partió de la plataforma Energía Positiva +.

La categoría ‘descarbonización y sostenibilidad’ ha sido la que ha recibido un mayor número de propuestas. Del total de proyectos recibidos, 140 son de startups en fase inicial (facturación anual inferior a 5.000€), 217 son propuestas de startups en una fase más avanzada (que facturan entre 5.000€ y un millón de euros al año) y 39 son de scaleups (empresas con una facturación de más de un millón de euros en 2019).

Más del 85% de las propuestas presentadas son nacionales, y en los 51 proyectos internacionales inscritos han participado emprendedores de Francia, Bélgica, Suiza, Chile o Canadá, entre otros.

A esta iniciativa, impulsada por Enagás, Red Eléctrica, CLH, Iberdrola, BP, EIT InnoEnergy y Acciona, se han sumado Capital Energy y Disa. Además, colaboran instituciones como Startup Olé, ASCRI, El Referente y Socios Inversores, y se acaban de unir también como colaboradores Byld, Everis, Dentons, PKF Attest innCome y Pons IP.

Cada una de las compañías apoyará al menos a una startup/scaleup ─tendrán que implantar su proyecto en un máximo de un año─ aportando financiación para el desarrollo del proyecto y/o poniendo a su disposición sus herramientas de innovación, inversión, desarrollo comercial y estructura.

Con este proyecto conjunto, las corporaciones participantes han sumado fuerzas para contribuir, a través de sus corporate ventures y de la innovación, a la recuperación económica y social de España ante la crisis del COVID-19 y a apoyar al ecosistema emprendedor.