Parafraseando la cita recurrente en el mundo empresarial, la nueva educación será digital o no será. Esa es una de las principales conclusiones de la charla mantenida recientemente por la directora general de la asociación DigitalES, Alicia Richart, y el director general de Esade, Koldo Echebarria. Ambos coincidieron al señalar que la pandemia ha acelerado las posibilidades del cambio en la educación que ya había iniciado la tecnología. Una reactivación que afecta a ambos sectores: al tecnológico en su búsqueda constante de nuevas herramientas y al educativo por beneficiarse de ellas.

«La pandemia, al obligarnos a aprender en línea, nos permite captar las enormes posibilidades de la tecnología para ofrecer un modelo distinto de educación», ha señalado Echebarria.

El encuentro llevaba por título ‘Una nueva oportunidad para renovar la educación: el impacto de la transformación digital’ y estuvo organizado por Esade y DigitalES. «La tecnología -indicó Echebarria- permite acceder a posibilidades que antes no teníamos, esto cuestiona el status quo, y empiezan a aparecer oferentes de educación con nuevos modelos, a distancia, con distintas fórmulas de pedagogía, y esto es lo que vemos que puede llegar a crecer».

Por su parte, la directora general de DigitalES ha señalado que la educación es uno de los problemas estructurales que tiene nuestro país y ha abogado por aprovechar la tecnología y el conocimiento que aportan las personas expertas en esta materia para que el modelo educativo vaya mejorando.

Richart ha recordado que vivimos en un mundo con más de 3,7 billones de personas con acceso a internet, 2,6 billones de smartphones y donde, en 2017, se descargaron 258 billones de apps, una era donde triunfa el ‘on demand’, con modelos como wallapop o Cabify, y donde la personalización es protagonista.

A este respecto, Echebarria ha apuntado que la personalización es una de las posibilidades que ofrece la tecnología, ya que permite adaptar los contenidos.

Tanto Richart como Echebarria han subrayado además la importancia del acompañamiento en el aprendizaje. «Hay contenidos que requieren acompañamiento en el aprendizaje. El valor de las instituciones educativas va a estar ahí».

Por último, Richart ha llamado la atención sobre la «grave falta de ‘skills’» en competencias digitales. «Un 50% de los empleos están en riesgo de desaparecer en los próximos 20 años, Amazon utiliza ya 65.000 robots, de las 10 empresas más importantes del mundo siete son tecnológicas y el 75% de los nuevos empleos van a ser digitales».

Fuente: DigitaES.