Los supermercados valencianos mantienen para este 2020 sus planes de inversión de 170 millones de euros para la apertura de 37 tiendas y la ejecución de 54 reformas bajo criterios ecoeficientes, unas actuaciones que suponen la creación de 500 empleos, todos ellos de carácter fijo.

El director de la Asociación de supermercados de la Comunidad Valenciana (Asucova), Pedro Reig, ha asegurado en una entrevista a EFE compartida en la página web de la entidad, que durante el confinamiento no se ha detenido el proceso de apertura de nuevas tiendas e incluso hace dos semanas abrió un supermercado en Denia, y ha señalado que si no se va más rápido, es «porque no nos dejan».

Reig reclama a la administración autonómica que no introduzca nuevos proyectos legislativos que supongan «cuellos de botella» que ralenticen la recuperación económica o impongan nuevas tasas, y considera que es el momento de acelerar las licencias de apertura con declaraciones responsables y aplicar el silencio administrativo positivo por parte de los ayuntamientos.

APERTURA DE TIENDAS

Los supermercados valencianos asociados a Asucova (Mercadona, Consum, masymas, Dialprix y Dialsur), con más de mil puntos de venta en la Comunidad Valenciana, que representan el 60 % de la superficie de alimentación organizada, continúan con sus planes de nuevos establecimientos. Entre tiendas propias y franquicias, estas enseñas prevén durante este año la apertura de 37 supermercados, si bien una pequeña parte de ellos ya ha sido abierta en esta primera parte del ejercicio.

Además, hay planeadas 54 reformas completas de tiendas basadas en la implantación de criterios del modelo ecoeficiente, en mejoras de las secciones existentes e introducción de nuevos modelos de venta (como la de comida preparada) y mejorar la experiencia de compra. Y reformas parciales de secciones en más de 60 tiendas. Todas estas actuaciones suponen una inversión de 170 millones de euros, que en su mayor parte se llevará a cabo de aquí a final de año, y la creación de 500 nuevos empleos, todos ellos fijos. «Los supermercados mantienen las inversiones previstas y apuestan por una rápida recuperación de la economía y de la forma más dinámica», ha declarado Reig.

LA REACTIVACIÓN DEL TURISMO, FUNDAMENTAL PARA LOS SUPERMERCADOS

«La reactivación del turismo es importantísima», de ahí la necesidad de que se flexibilicen las medidas para la llegada de los turistas para muchos sectores económicos, y «no vemos ninguna razón para que no lleguen», según Reig. Si habitualmente en la temporada de verano los supermercados ubicados en zonas turísticas llegan a incrementar las contrataciones entre un 20 y un 50 %, el alto grado de incertidumbre sobre la llegada de turistas impide hacer previsiones para el verano.

En términos generales, Asucova pide «flexibilizar y facilitar la implantación de los supermercados, que han demostrado como sectores esenciales su carácter de proximidad, su gran capilaridad, han garantizado el surtido y el abastecimiento». Por eso, Reig reclama a la administración local que facilite las licencias de apertura con declaraciones de responsabilidad del solicitante y el silencio administrativo positivo.

Durante el periodo de confinamiento se ha producido un aumento de las contrataciones, derivados de la necesidad de reforzar las plantillas, pero la mayoría han tenido carácter temporal. Desde mediados de marzo, cuando se declaró el estado de alarma, las cadenas de supermercados han contratado de media y por cadena entre 200 y 300 personas, y se han registrado, sobre todo hasta mediados de abril, unos índices de contratación similares a los crecimientos anuales. Estos nuevos contratos han sido temporales y a tiempo completo, y se han extraído de las bolsas de trabajo de los supermercados.