Angulas Aguinaga se reinventa con el objetivo de ampliar su catálogo de productos más allá del sector de la pescadería, y adquiere la patente a nivel europeo para la comercialización de huevo frito congelado y refrigerado.

Esta adquisición se trata de un hito para la multinacional de alimentación, ya que se ha convertido en la primera solución innovadora de la compañía para ampliar su cuota de mercado más allá de la pescadería con la entrada en el segmento del ovo producto, donde está previsto que la compañía siga buscando y lanzando nuevas soluciones al mercado en los próximos meses, y así seguir trabajando en su liderazgo en productos ricos en proteínas.

En principio, la comercialización de sus huevos fritos congelados estará destinada al sector de la hostelería a través de la marca Angulas Aguinaga Profesional. “Se trata de una apuesta por hacer más fácil y segura la actividad en las cocinas al mismo tiempo que ofrece una calidad y un sabor superior a los clientes. El huevo frito congelado y refrigerado se convierte en una ayuda culinaria para el hostelero, ya que facilita la elaboración de recetas o platos, aseguran desde su página web.

Esta operación se enmarca dentro del Plan estratégico 2020-2025 con el que la compañía pretende duplicar su facturación en los próximos años, alcanzando los 450 millones de euros a cierre de 2025. Así, a través de su plan estratégico ‘Nos salimos’, apuestan por un triple objetivo: seguir ofreciendo productos de pescadería de máxima calidad, investigar nuevos mercados más allá de su sector de especialidad, y apostar por su internacionalización con la mirada puesta en Europa.

Fuente: Angulas Aguinaga