Ya es una realidad la tarjeta Activa! Salamanca, una iniciativa con la que, además de potenciar el comercio local, los salmantinos pueden tener recompensas.

Y es que esta nueva herramienta está diseñada para dar impulsar las ventas en los comercios, restaurantes, gimnasios y librerías de la ciudad de Salamanca, a través de una plataforma de recompensas para los clientes.

Así, al usar la tarjeta o aplicación en los establecimientos asociados, se acumula un 6% de lo gastado en saldo euros ‘Activa’, que podrán canjearse por servicios municipales como, por ejemplo, bonos para la piscina, reserva de espacios deportivos, el autobús, la zona O.R.A, entradas para el teatro, visitas a monumentos o por libros en las librerías de la ciudad, entre otros.

Para hacerse con la tarjeta ‘Activa! Salamanca’ hay dos opciones: solicitar una tarjeta física en la web del Ayuntamiento de Salamanca o en los establecimientos asociados al programa o bien, descargando la aplicación en Google Play o App Store.

Y para saber qué comercios están dentro de la iniciativa, tan solo hay que buscar la pegatina que les identifica como participantes del programa.

Además, el programa se ha diseñado para que, en todo momento, el usuario pueda conocer, desde el móvil u ordenador, el saldo acumulado, además de promociones especiales, premios, establecimientos y servicios asociados…

Y pensando en las personas mayores y aquellas que no están familiarizadas con el uso de la tecnología, también es posible participar en el programa identificándose con una tarjeta física o con su DNI.

En este caso, además, la consulta del saldo podrá ser facilitada por el establecimiento, por la oficina de Promoción Económica o bien a través de un SMS mensual enviado desde la aplicación.

Como ha explicado el concejal de Promoción Económica, Comercio y Mercados de Salamanca, Juan Jose Sánchez Alonso, esta iniciativa “busca incentivar las ventas en los sectores más castigados por la crisis actual. No olvidemos que esto es un trabajo de equipo, para salir de esta situación necesitamos remar todos en la misma dirección”.

Fuente: Ayuntamiento de Salamanca